jueves, 20 de junio de 2013

David Veilleux



Faltan poco menos de dos semanas para que empiece el Tour de Francia, allá por Córcega. Van a ser un total de 21 etapas, casi 3.500 kilómetros, para averiguar quién sucederá a Bradley Wiggins en el palmarés de la grande boucle. Un recorrido bastante fresco, por aquello de que hasta diez etapas serán protagonistas de la carrera por primera vez en la historia. Por ejemplo, la etapa que saldrá de la bella localidad de Annecy y terminará en, o cerca de, la estación de esquí de Semnoz, donde, por sus alrededores, se grabó la muy recomendable serie de televisión francesa de Les Revenants. Y, según recoge la propia web oficial de la carrera, las etapas podrían dividirse en 7 etapas llanas, 5 de media montaña, 6 etapas de alta montaña (con cuatro finales en alto) y tres contrarrelojes (una de ellas, por equipos). 
Precisamente, de los equipos podemos ya ir hablando un poco, porque, aunque no todos los equipos hayan definido por completo sus escuadras, sí que se empieza ya a vislumbrar con claridad quiénes pueden ser los que participen en la lucha final por el pódium. 
De los 22 equipos que participarán, y sin descartar que haya bajas de última hora, seis equipos no han dicho ni mú: Sojasun, Movistar, Europcar, Lampre, FDJ y Garmin-Sharp. Parece, de todas formas, que Movistar llevará a Alejandro Valverde y, muy probablemente, a Nairo Quintana, José Joaquín Rojas, Andrey Amador y al rutilante y reciente vencedor del Tour de Suiza, Rui Costa, aunque habrá que esperar para confirmarlo. El Sojasun, que recibió una wild card para participar en esta esperadísima edición del centenario del Tour, no ha comunicado con quién correrá, pero dudo que dejen fuera, por ejemplo, al reciente ganador del prólogo del Tour de Luxemburgo, Jimmy Engoulvent. ¿Jonathan Hivert, Julien El Fares, Jeremy Galland, Fabrice Jeandesboz, Brice Feillu? Habrá que esperar a ver lo que decide Stephane Heulot, aunque, con total seguridad, serán nueve franceses los que formen el equipo de salida. Tampoco Jean René Bernaudeau ha decidido completamente su equipo. Sería muy extraño que Thomas Voeckler no estuviera, más aún cuando acaba de ganar la Ruta del Sur y una etapa en la Dauphinè Liberè. Igualmente, sería extraño que el canadiense David Veilleux no tenga el premio que merece; por ahora, lo galardono con el título de esta entrada, por si acaso. No sé, eso sí, qué pasará con Pierre Rolland. El Lampre no ha dicho nada oficialmente y no sé si Michele Scarponi hará doblete, pero, por lo que se puede sacar de sus equipos en Dauphinè Liberè y Tour de Suiza, Diego Ulissi, Damiano Cunego, Adriano Malori y José Serpa podrían ser sus hombres fuertes. La FDJ tampoco confirma nada pero no es descabellado pensar que Arnaud Demare y Thibaut Pinot liderarán al equipo francés. Por último, el Garmin-Sharp de Jonathan Vaughters parece estar lleno de dudas y habrá que esperar para saber a quién eligen para representarlos en esta edición. 
Por el contrario, hasta diez equipos han clarificado ya cuál será su nueve en la lucha por el próximo Tour. El Blanco holandés, volverá a confiar en Robert Gesink, Laurens ten Dam y Lars Boom, aunque parece que el luchador Bauke Mollema hará las veces de líder. El Cannondale ha confirmado que contará con Peter Sagan, quien no se cansa de ganar, amén de otros corredores que lucharán por ser protagonistas como Alessandro de Marchi o Moreno Moser. El Lotto-Bodisol también ha dicho ya que Andre Greipel luchará por los esprints y Jurgen Van den Broeck y Bart de Clerq por las cumbres. Otros belgas, los del Omega Pharma, como cabía esperar, harán una apuesta por Mark Cavendish pero se reservan las cartas de Sylvain Chavanel, Tony Martin y un aparentemente flojo Peter Velits. Orica Greenedge debutará en el Tour convirtiendo a Stuart O'Grady en historia, aunque Matthew Goss, Michael Albasini, Simon Gerrans y Cameron Meyer pueden ser sus hombres más importantes. El Radioshack Leopard ya ha confirmado que Andy Schleck, después de dejarse ver en Suiza, estará en la salida, acompañado por otros veteranos como Haimar Zubeldia,  Jens Voigt o Andreas Kloden. El Sky tampoco ha apurado más: Chris Froome será el líder y, a su vera, correrán toda una guardia pretoriana compuesta por Richie Porte, David López, Kanstantin Siutsou o Vassil Kiriyenka. Seguro que Edvald Boasson Hagen buscará alguna oportunidad. Team Argos-Shimano lo dejará todo (o casi todo) en manos de Marcel Kittel y John Degenkolb. El Saxo-Tinkoff, por supuesto, será sinónimo de Alberto Contador, quien contará con gregarios de lujo como Danielle Bennati, Sergio Paulinho, Roman Kreuziger, Nicolas Roche o Michael Rogers. Por último, el Vacansoleil tampoco tiene dudas: Thomas de Gendt y Lieuwe Westra serán los líderes en un equipo repleto de luchadores como Johnny Hoogerland o Juan Antonio Flecha. 
El resto de los equipos ya ha confesado que mantiene alguna duda. Por ejemplo, el Katusha, aún no ha dicho nada, pero tras conseguir que le admitieran en el World Tour, parece casi seguro, aunque extra oficial, que los españoles Joaquim Rodríguez y Daniel Moreno liderarán la apuesta rusa. La prensa ha confirmado que el BMC solo tiene asegurada la presencia de Tejay Van Garderen y Cadel Evans, y que maneja una larga lista en la que se encuentran corredores tan potentes como Phillippe Gilbert, Thor Hushovd o Amael Moinard. También la prensa ha anunciado ocho fijos en el Cofidis, lista en la que destaca la presencia de tres españoles: Egoitz García, Luis Ángel Maté y Dani Navarro. Al Euskaltel-Euskadi (ánimos para Rufino Murgía, quien permanece ingresado después de que hoy haya sufrido un accidente con el autobús del equipo) le sobra uno, los diez candidatos son Mikel Nieve, Igor Antón, Ion Izagirre, Gorka Izagirre, Rubén Pérez, Juan José Lobato, Romain Sicard, Pablo Urtasun, Juanjo Oroz y Mikel Astarloza. La duda puede estar entre los seis últimos. El Ag2r La Mondiale solo ha asegurado cinco fijos: Jean-Christophe Peraud, Romain Bardet, Maxime Bouet, Samuel Dumoulin y Blel Kadri. Por último, los kazajos del Astaná han confirmado una lista de trece hombres, pero parece casi seguro que Jakob Fuglsang, Janez Brajkovic, Enrico Gasparotto, Francesco Gavazzi y Fredrik Kessiakoff pueden ser las apuestas del equipo. 
Con todo esto en mente, se presume, si se me permite dar mi opinión, un duelo entre el Sky y el Saxo, entre Froome y Contador. Puede que Joaquim Rodríguez y Alejandro Valverde estén cerca, y quién sabe si renacerá de sus cenizas Andy Schleck. Cadel Evans ya demostró en el Giro que le quedan piernas y Tejay Van Garderen puede ser una sorpresa. Los franceses apostarán desesperadamente por Thibaut Pinot. Habrá otros que tengan protagonismo parcial, ya sea en las volattas, que se presumen un duelo entre Mark Cavendish, Matthew Goss, Andre Greipel y Marcel Kittel, o en las escapadas y actuaciones secundarias, donde habrá que contar con escaladores, luchadores contra el reloj, aventureros y otros hombres rápidos, como Arnaud Demaré, Igor Antón, Mikel Nieve, Nairo Quintana, Daniel Moreno, Edval Boasson Hagen, Tony Martin, Sylvain Chavanel o Thomas Voeckler, por nombrar a algunos.
Todo empezará a resolverse en menos de diez días. Saldrán de la isla de Córcega, llegarán a París, descansarán un par de días y en mi casa se cansarán de verme pegado al televisor todas las sobremesas, pero es lo que hay cuando se acerca julio. Y ya van cien años.

2 comentarios:

achasa dijo...

Ya te contaré cómo se presenta la caravana del Tour por Niza. Por ahora anuncian un fin de semana entero de festejos, con actividades y demás.

Holden Caulfield dijo...

Pues sí, espero que hagas una buena labor como enviado especial del crónica