jueves, 11 de marzo de 2010

Miralem Pjanic


Tiene cara de niño bueno, ¿verdad? Y 19 años solo. Un niño de la guerra cuya familia se refugió en Luxemburgo o algo así, ¿no? Lisandro y Delgado no tienen cara de buenos. ¿Verdad Sergio Ramos? ¿Soy el único al que Lisandro le parece una especie de Gaizka Toquero a la argentina y con matices?
En fin, que Kim Källström se la cedió a Delgado (¿o era otro?), Delgado a Lisandro, Lisandro en semi fallo a Pjanic y Pjanic... Creo que era el primer partido de la Champions que veía. Y solo lo vi desde el minuto 50 o algo así, cuando mi novia se quedó dormida en el sofá, y total, anoche no me apetecía ver al Gran Wyoming metiéndose con la iglesia.
Mi opinión es la siguiente: el Olympique de Lyon o de Puel, como bien me habían advertido mis queridos emigrantes franceses, es un equipo apañado pero nada del otro mundo. Sin embargo, se mostraron sólidos y bien engarzados, una piña, con problemas lógicos en la salida del balón y tíos que corren mucho o demasiado. Me recordaban al Athletic, lo que me hace muy feliz, porque quizás el Athletic pueda hasta competir en la Champions. El Real Madrid me pareció un equipo flojo, que no sabe muy bien a lo que juega, sin profundidad y con cierta ansiedad, lo que también me puede recordar un poco al Athletic en ciertos momentos.
No sé si el resultado fue justo. No vi la primera parte y todo el mundo dice que el Real Madrid jugó mejor. Tampoco vi el partido en Lyon. Solo he visto esta temporada al Real Madrid en San Mamés, y no me pareció que jugaran mal aunque perdieran. Pero un partido solo no sirve para hacer juicios de valor.
Creo que la última vez fue el sábado cuando subí a darme una vuelta por el monte con unos amigos. Cuesta abajo, la conversación se animó y llegada al tema del fútbol, yo debí decir algo así como que nunca me gusta desearle el mal a nadie, pero que no podía negar que me llevaría cierta alegría si el proyecto de Florentino Pérez fracasaba.
Ahora me toca explicarme, porque para eso quería hacer la entrada. Yo no entiendo el antimadridismo, igual que no entiendo la excesiva rivalidad de algunos equipos (incluso en categorías inferiores), ni el antinada, quizás hace años entendía un poco el antitodo de Eskorbuto pero para de contar. Creo que el origen del sentimiento de gozo ante las desgracias (aunque solo sean deportivas) de otras personas no es ni saludable ni natural. Lo más doloroso que puedo llegar a decir es que el Real Madrid me la trae floja. Pero de ahí a que se lancen cohetes cuando un rival le marca un gol aquí, yo no lo entiendo. Que el bar de abajo se venga abajo cuando un equipo del norte de Francia del que no saben ni el nombre de un jugador le marca un gol al Real Madrid, yo no lo entiendo. No lo entiendo. Te puede caer bien Pjanic y te alegras. Puedes ser del Barça y con cierta sorna, te alegras, pero, ¡cohetes!, ¡rondas gratis! Venga ya. Lo repito: eso no puede ser saludable. Tengo varios amigos, buenos amigos, que son aficionados al Real Madrid, por ellos lo sentí ayer, me acordé de ellos. ¡Ni tan siquiera me reí con ironía cuando vi marcharse a Cristiano Ronaldo cabizbajo! Me da igual. Que gane el mejor, y ya está. A mí qué más me da, bastante tengo con lo mío, con ser seguidor del equipo que soy, ellos solos se sirven para darme una buena ración de alegrías y sinsabores.
Mientras tanto, la prensa salta a la casamata. Pellegrini está emboscado. Higuaín se tambalea aunque se salva porque fue héroe en la última acometida. Todo está dispuesto para la sangría, pero nadie muerde a la mano que te da de comer.

3 comentarios:

Mitxel dijo...

Aupa HC, te felicito por estas dos últimas entradas: gran victoria del Liverpool, gran derrota del Madrid y, sobre todo, mención especial a EKORBUTO!!!! Ya lo siento pero yo me alegro de que pierda el Madrid, qué le voy a hacer??? Y del liverpool no es que sea forofo pero siempre le he tenido simpatía.

Holden Caulfield dijo...

Tio, mientras veía el partido me acordé de lo de juhaz juhazmitch porque con este también se podía hacer lo de miralem miralem miralem, la puerta de Alcalá, ahí está... ¡Dios! No podré callarme, que fatídico sentido del humor el mío, la ostia

Mitxel dijo...

Anda, pues yo esta vez no me había dado cuenta, no está mal HC!!! je je je!!!!!